Final Champions League: las 8 finales entre equipos de un mismo país Final Champions League: las 8 finales entre equipos de un mismo país

Dieci / Facebook

Las 8 finales de la Champions entre equipos de un mismo país

Que dos equipos de un mismo país lleguen a una final de la Champions constituye un logro absoluto para el fútbol de dicho país. No obstante, este fenómeno, ocurrido en España, Italia, Inglaterra y Alemania es relativamente reciente: hubo que esperar hasta el final de siglo XX para ver una final entre dos equipos del mismo territorio. Desde entonces, se ha repetido hasta en ocho ocasiones. Aquí las repasamos.

Por Javier Fernández  |  30 Mayo 2019

En 1992, el compositor británico Tony Britten concibió la sintonía más popular del mundo del fútbol: el himno de la Champions League. Su letra dice: "Estos son los mejores equipos / El evento principal / Los maestros / Los mejores / Los grandes equipos / Los campeones".

Estos versos están cantados en inglés, francés y alemán, tres de los idiomas más importantes de Europa, lugar donde mejor se juega al fútbol. Es una referencia a la naturaleza del torneo: enfrentar a los mejores equipos del continente, hacer que los clubes más grandes salgan de sus ligas nacionales y se batan el cobre entre ellos. Por eso, cada vez que en una final se han enfrentado dos equipos del mismo país, ello constituye un verdadero logro para el fútbol del dicho país.

En la historia de la Champions ha habido ocho finales entre equipos del mismo país. Conócelas todas.

1 Temporada 1999/00: Real Madrid 3-0 Valencia

La última final del siglo XX la disputaron dos equipos españoles. Era, además, la primera vez que dos conjuntos del mismo país se enfrentaban en la final del torneo.

Raúl, Redondo, Roberto Carlos, Mendieta, Piojo López, Cañizares... recuerdos entrañables de otro fútbol. Raúl, Redondo, Roberto Carlos, Mendieta, Piojo López, Cañizares... recuerdos entrañables de otro fútbol., imagen de sustitución
Raúl, Redondo, Roberto Carlos, Mendieta, Piojo López, Cañizares... recuerdos entrañables de otro fútbol. buildlineup.com

El Real Madrid, que había vuelto a reinar en Europa dos temporadas atrás, después de 32 años sin hacerlo, buscaba su Octava Copa de Europa. Enfrente tenía al Valencia, cuya trayectoria en Liga, mejor que la de los merengues, daba esperanzas a los chés para ganar la 'Orejona' por primera vez en su historia.

No obstante, los blancos habían superado dos rondas previas muy difíciles, lo cual les otorgaba mayor seguridad: vencieron al Manchester United, en cuyo partido de vuelta Redondo hizo su famosa jugada con el tacón, y al Bayern de Múnich.

El Valencia, por su parte, había doblegado con contundencia a la Lazio y al Barcelona desplegando un gran fútbol, lo que, según Cañizares, pudo proporcionarles un exceso de confianza que les acabó pasando factura.

La final, disputada el 24 de mayo del 2000 en el Parque de los Príncipes de París, lugar donde se había celebrado la primera final de la Copa de Europa, la ganó el Real Madrid 3-0 con goles de Morientes, McManaman y Raúl.

El partido fue dominado de principio a fin por el conjunto dirigido por Vicente del Bosque. Los muchachos de Héctor Cúper, no obstante, se recuperaron del mazazo, y llegaron a la final al año siguiente, ante el Bayern de Múnich, aunque también la acabaron perdiendo.

2 Temporada 2002/03: Juventus 0-0 AC Milan (2-3 en penaltis)

Tres años después, le llegó el turno al fútbol italiano. La Juventus de Turín, campeona del Calcio aquella temporada, buscaba su tercera Champions League ante el AC Milan, que peleaba por su sexto título.

La Juventus buscaba en el Teatro de los Sueños su segundo título continental. El AC Milan, por su parte, aspiraba a lograr su sexta Copa de Europa. La Juventus buscaba en el Teatro de los Sueños su segundo título continental. El AC Milan, por su parte, aspiraba a lograr su sexta Copa de Europa., imagen de sustitución
La Juventus buscaba en el Teatro de los Sueños su segundo título continental. El AC Milan, por su parte, aspiraba a lograr su sexta Copa de Europa. buildlineup.com

La 'Vecchia Signora' de Marcello Lippi, que había eliminado a FC Barcelona y Real Madrid, quería acabar con su maldición en las finales: de las seis que había disputado hasta el momento, solo había ganado dos. El recuerdo del mal fario estaba muy presente, ya que los 'bianconeri' habían disputado tres finales seguidas de 1996 a 1999 y solo lograron imponerse en la primera, ante el Ajax de Ámsterdam.

Por su parte, el AC Milan volvía a disputar una final 8 años después de hacerlo por última vez. El conjunto rossonero, que en la 94/95 había caído ante el Ajax, había sufrido una transformación notable. El Milan de Capello era ahora el Milan de Ancelotti, y había vencido en cuartos y semifinales a Ajax e Inter respectivamente.

Old Trafford fue el escenario de una final donde la brillantez del juego fue sustituida por el tesón y la garra. Ambos equipos disfrutaron de numerosas ocasiones de gol, pero los porteros estuvieron espectaculares.

Después de que el tiempo reglamentario concluyera con 0-0, 'bianconeri' y 'rossoneri' se jugaron el título en los penaltis, donde Buffon y Dida realizaron una actuación soberbia. Sin embargo, el cancerbero milanista detuvo tres penaltis frente a los dos de 'Gigi', por lo que la victoria fue para el AC Milan por 2-3.

3 Temporada 2007/08: Manchester United 1-1 Chelsea (6-5 en penaltis)

Inglaterra fue protagonista aquella temporada: por primera vez, dos equipos ingleses disputaban la final de la Liga de Campeones. Para el United era su tercera final, habiendo ganado en las dos ocasiones anteriores, mientras que para para el conjunto Blue era la primera vez.

La primera final de Champions entre dos equipos ingleses se disputó en el Estadio Olímpico Luzhniki de Moscú. La primera final de Champions entre dos equipos ingleses se disputó en el Estadio Olímpico Luzhniki de Moscú., imagen de sustitución
La primera final de Champions entre dos equipos ingleses se disputó en el Estadio Olímpico Luzhniki de Moscú. buildlineup.com

Los Red Devils de Sir Alex Ferguson, que serían a la postre campeones de la Premier League, habían superado en las rondas previas al Olympique de Lyon, AS Roma y FC Barcelona. Llegaban como favoritos, ya que, además, contaban en sus filas con un joven Cristiano Ronaldo, quien conseguiría el Balón de Oro aquella temporada.

El Chelsea, por otro lado, logró a ser subcampeón de la Premier, y había vencido en las rondas anteriores a Olympiakos, Fenerbahçe y Liverpool. No obstante, y a pesar de tener en su plantilla a grandes nombres como Čech, Terry, Lampard o Drogba, el conjunto dirigido por Avram Grant daba la sensación de tener menos solidez que los diablos rojos.

Sin embargo, en una final todo es posible. Se adelantó el United gracias a un gran cabezazo de Cristiano Ronaldo, pero Frank Lampard logró sellar el empate justo antes del descanso. Al no deshacerse el empate en el tiempo reglamentario, se llegó a la tanda de penaltis, que concluyó 6-5 a favor de los Red Devils, con el famoso fallo de Cristiano y el más famoso resbalón de John Terry.

4 Temporada 2012/13: Borussia Dortmund 1-2 Bayern de Múnich

Cinco años después se produjo la primera final entre dos conjuntos alemanes en el estadio de Wembley de Londres. El Borussia Dortmund, 16 años después de haber disputado, y con victoria, su última final de la Champions contra la Juventus, buscaba ahora su segunda Liga de Campeones. En frente estaba el Bayern de Munich, ansioso por conseguir su quinto título y con el recuerdo muy vivo de la final perdida el año anterior en la tanda de penaltis, en su propio estadio, ante el Chelsea.

Borussia de Dortmund y Bayern de Múnich eran dos de los tres equipos alemanes que habían ganado previamente la Champions League en anteriores ediciones, y ahora se enfrentaban por el título. Borussia de Dortmund y Bayern de Múnich eran dos de los tres equipos alemanes que habían ganado previamente la Champions League en anteriores ediciones, y ahora se enfrentaban por el título., imagen de sustitución
Borussia de Dortmund y Bayern de Múnich eran dos de los tres equipos alemanes que habían ganado previamente la Champions League en anteriores ediciones, y ahora se enfrentaban por el título. buildlineup.com

El equipo de la región del Ruhr, dirigido por Jürgen Klopp, había apeado de la competición a Shaktar Donetsk, Málaga y Real Madrid. Además, contaban en su plantilla con talentosos jugadores como Reus, Götze y Lewandowski. Sin embargo, la enorme diferencia de puntos (20) entre ellos y el campeón de la Bundesliga aquel año, Bayern de Munich, confería más opciones de ganar al conjunto bávaro.

Por otro lado, el Bayern de Múnich llegaba a la final como campeón de la competición doméstica y con un objetivo muy claro: la Copa de Europa. Hasta entonces, el legendario club alemán había disputado 9 finales, ganando 5. Las dos últimas finales perdidas habían sido, además, muy recientes: en la 2009/10 ante el Inter de Milán de José Mourinho por 0-2 y la temporada 2011/12 por penaltis ante el Chelsea.

El conjunto dirigido por Jupp Heynckes tenía a futbolistas de la talla de Lahm, Schweinsteiger y Ribery, y había superado en las rondas anteriores a Arsenal, Juventus y FC Barcelona. Era, por lo tanto, la escuadra favorita de la final.

El partido concluyó 2-1 a favor del Bayern de Múnich. Hubo que esperar al minuto 60 para que Mandžukić abriera el marcador a favor de los bávaros, aunque 8 minutos después, Gündoğan empató de penalti. En el 90', Arjen Robben adelantó de nuevo a su equipo, haciendo campeón al Bayern de Múnich, que logró el triplete aquel año.

5 Temporada 2013/14: Real Madrid 4-1 Atlético de Madrid

Los dos conjuntos más importantes de Madrid tuvieron el honor de ser los primeros equipos de una misma ciudad en disputar una final de la Liga de Campeones. El Real Madrid por fin tenía a tiro el gran objetivo que llevaba persiguiendo desde 2002, cuando había ganado su última Champions League: la consecución de la décima 'Orejona'. El Atlético de Madrid, flamante campeón de Liga, se enfrentaba a su segunda final de Champions, con el objetivo de ganar la primera Copa de Europa de su historia.

El Estádio da Luz de Lisboa albergó un derbi madrileño histórico. Europa entera vio cómo madridistas y rojiblancos se batieron el cobre por la ansiada 'Orejona'. El Estádio da Luz de Lisboa albergó un derbi madrileño histórico. Europa entera vio cómo madridistas y rojiblancos se batieron el cobre por la ansiada 'Orejona'., imagen de sustitución
El Estádio da Luz de Lisboa albergó un derbi madrileño histórico. Europa entera vio cómo madridistas y rojiblancos se batieron el cobre por la ansiada 'Orejona'. buildlineup.com

El conjunto dirigido por Carlo Ancelotti había vencido en las rondas previas a Schalke 04, Borussia de Dortmund y Bayern de Múnich, mostrando un fútbol versátil y directo. El Atlético, por su parte había apeado del torneo a AC Milan, FC Barcelona y Chelsea, luciendo una solidez defensiva espectacular, así como una gran eficacia ofensiva. Se enfrentaban, por lo tanto, dos estilos futbolísticos muy dispares.

La final se celebró en el Estádio da Luz de Lisboa el 24 de mayo de 2014. El derbi madrileño concluyó 4-1 a favor del Real Madrid, aunque el resultado no reflejase lo mucho que les costó a los blancos batir la portería de Courtois, entonces cancerbero colchonero.

Diego Godín marcó en el minuto 36, y desde ese momento, los muchachos del Cholo Simeone se dedicaron a defender el resultado de forma soberbia. El Madrid, en cambio, inició un asedio permanente sobre la portería rival que dio sus frutos en el minuto 93, a través de un gran cabezazo de Sergio Ramos. En la prórroga, con el Atlético fundido, los merengues ampliaron el resultado con tres goles más de Bale, Marcelo y Cristiano Ronaldo.

6 Temporada 2015/16: Real Madrid 1-1 Atlético de Madrid (5-3 en penaltis)

Dos años después de lo acontecido en Lisboa, Madrid y Atleti se volvieron a enfrentar en la final de la Champions, esta vez en el estadio Giusseppe Meazza, casualmente, donde se celebra otro histórico derbi: el de MIlán.

La final entre Real Madrid y Atlético se decidió en la tanda de penaltis después de que el partido acabase 1-1. El club blanco venció 5-3 en dicha tanda y se hizo con su Undécima Champions League. La final entre Real Madrid y Atlético se decidió en la tanda de penaltis después de que el partido acabase 1-1. El club blanco venció 5-3 en dicha tanda y se hizo con su Undécima Champions League., imagen de sustitución
La final entre Real Madrid y Atlético se decidió en la tanda de penaltis después de que el partido acabase 1-1. El club blanco venció 5-3 en dicha tanda y se hizo con su Undécima Champions League. buildlineup.com

La escuadra merengue llegaba esta vez con menos solidez que en el último enfrentamiento. Había atravesado una temporada convulsa, con resultados desastrosos en la primera vuelta de la Liga que llevaron a la destitución de Rafa Benítez como entrenador. Le sustituyó Zinedine Zidane y, contra todo pronóstico, el equipo remontó el vuelo: acabó a un punto del FC Barcelona, campeón de Liga, y llegó a la final de la Champions tras vencer a AS Roma, Wolfsburgo y Manchester City.

Por su parte, el Atlético se había reforzado muy bien desde 2014, especialmente con Oblak y Griezmann. Además, el Cholo había logrado mantener la fórmula del éxito rojiblanco: gran defensa y eficacia ofensiva. De esta manera, los colchoneros habían eliminado de la competición a PSV Eindhoven, FC Barcelona y Bayern de Múnich.

Sergio Ramos adelantó al Real Madrid en el minuto 15 de la primera parte. Durante la primera media hora de aquel periodo, el conjunto blanco dominó con claridad. Sin embargo, el Atlético aguantó bien y las tornas cambiaron tras el descanso, cuando el equipo rojiblanco llevó el peso del encuentro.

Yannick Carrasco puso el 1-1 en el marcador en el minuto 79, resultado que no sería alterado ni en el tiempo reglamentario ni en la prórroga, por lo que el partido se decidió en la tanda de penaltis, la cual cayó del lado madridista tras el fallo de Juanfran, quien envió el balón a la madera.

7 Temporada 2018/19: Tottenham 0 - 2 Liverpool

La final de Champions de la 18/19 significó la segunda final entre dos equipos ingleses de la historia, y la confirmación del gran estado de forma en que se encuentran los principales equipos de la Premier, que consiguieron arrasar en las competiciones continentales, teniendo en cuenta el Chelsea-Arsenal de la final de la Europa League.

Volviendo a la final entre Liverpool y Tottenham, el partido poco tuvo que ver con una de las mejores ediciones de la Liga de Campeones de la historia. Pocas ocasiones y menos fútbol. El inocente penalti de Sissoko nada más empezar la contienda desequilibró la balanza en favor del Liverpool, que sentenciaron en las postrimerías del encuentro con gol de Origi, el héroe 'red'.

8 Temporada 2020/2021: Manchester City 0 - 1 Chelsea

La octava final entre equipos de un mismo país volvió a reunir a dos conjuntos ingleses. Manchester City y Chelsea demostraron ser los mejores del torneo, y se medían las caras en un duelo que prometía ser eléctrico. Y así fue la primera media hora, aunque el nivel de llegadas bajó considerablemente desde entonces, sobre todo tras el tanto de Kai Havertz al filo del descanso.

La segunda mitad fue un quiero y no puedo por parte de los chicos de Pep Guardiola. Es muy complicado ganar tu primera UCL sin haber perdido una antes, y el City ya conoce la cara amarga de la derrota. Por su parte, el Chelsea logró su segunda Champions, coronando a un Thomas Tuchel que había cogido las riendas del equipo apenas cinco meses antes.

Artículos recomendados