Boiler Room: qué es y origen del fenómeno musical online

Boiler Room

Boiler Room, el fenómeno musical online del que todo el mundo habla

Atento, estás a punto de sumergirte en un mundo totalmente diferente a lo que habías visto hasta ahora, pero extrañamente adictivo. Bienvenido a Boiler Room.

Por Guillermo Galindo  |  26 Junio 2019

Todo ha cambiado en las dos últimas décadas gracias a Internet. Las nuevas tecnologías han supuesto una revolución sin igual en todos los estamentos de la sociedad, también en la música, como no podría ser de otra forma. Hoy os vamos a hablar de una conexión que surgió hace ya una década y que está más viva que nunca, sobre todo entre el mundo millennial y alternativo: Boiler Room.

Logo de Boiler Room.
Logo de Boiler Room. Boiler Room

¿Qué es el Boiler Room?

Todos aquellos que estén alejados de la esfera de la música electrónica o del universo de Internet desconocerán en qué consiste este fenómeno global. Boiler Room es, básicamente, una plataforma de streaming en la que los DJ suben sus sesiones en directo en las salas (o donde sea). Es especialmente útil para los DJ menos conocidos del panorama internacional, pues el canal de YouTube en el que se emiten las sesiones da mucha visibilidad a la gente que está empezando, ya pinche en salas más o menos importantes, o incluso en trasteros, garajes y demás sitios alejados de la glamourosidad de las grandes estrellas.

Incluso algunas de estas grandes estrellas también han caído y han celebrado un Boiler Room, seguramente para dejar claro a sus seguidores que siguen siendo el producto moderno y alejado de los comercialismos y convencionalismos en los que, quieran o no, están inmersos. Sin embargo, como decíamos, quienes sustentan Boiler Room no son la punta de la pirámide del panorama electrónico, sino la base de la misma.

¿Cómo funciona?

El procedimiento es muy sencillo. Demasiado, quizá. Una cámara graba de frente al DJ en su mesa pinchando durante la sesión, con gente de todo tipo por detrás, bailando o haciendo lo que sea (tranquilos, ampliaremos esto después). Y así una hora, u hora y media. De primeras puede parecer aburrido, pero la verdad es que engancha ver el ambiente e ir conociendo a diferentes figuras electrónicas que se promocionan en Boiler Room a lo largo de todo el planeta. Sin darte cuenta, habrás visto más de la mitad del vídeo y estarás buscando a otro artista con un estilo totalmente diferente para ir comparando.

Todo esto desde tu casa, claro. He ahí el gran triunfo de Boiler Room, el darnos la posibilidad de asistir a cualquier sesión de cualquier DJ en cualquier región del mundo desde el móvil. Como acudir a alguno de ellos, ya sea por lejanía (Londres, Berlín o Nueva York suelen ser las ciudades más concurridas) o por falta de contactos (indispensable para poder entrar), es prácticamente imposible, al menos podemos presenciarlo desde nuestro sofá. Y teniendo en cuenta que cada vez somos más vagos y queremos tenerlo todo al alcance de nuestra mano, Boiler Room es la plataforma ideal.

20 años de 'Matrix': aniversario de la película 'trans' más filosófica de la historia
Las hermanas Wachowski estrenaron 'Matrix' en 1999. Aquella película dejó una huella imborrable en la cultura moderna, y dio pie a numerosas interpretaciones.

Origen de Boiler Room

Boiler Room se inició en marzo de 2010 en Londres. Blaise Bellville, fundador y actual CEO, invitó al DJ Thristian Richards y al director de la radio NTS, Femi Adeyemi, a grabar una sesión para su proyecto, la web Platform. Lo hicieron con una webcam y lo subieron en directo en Ustream. Fue la primera de muchas. El producto gustó y empezó a coger popularidad. Además, Blaise Bellville supo jugar bien sus cartas, y envolvió al producto en un aura de exclusividad y secretismo que lo convirtió en un éxito.

¿Cómo lo hizo? Recuperando uno de los elementos fundamentales de la rave de los 90-00, el hecho de llevar Boiler Room a un lugar diferente en cada ocasión y que unos pocos se enteraran y lo fueran promulgando. El boca a boca hizo el resto, y Boiler Room comenzó la década de 2010 arrasando en la capital inglesa. Actualmente, Boiler Room opera en cerca de 100 países, y los shows selectos que se realizan en Ibiza, por poner un ejemplo cercano, poco tienen que ver con los de sus inicios. Pero la esencia se mantiene.

Lo mejor de Boiler Room: la gente que aparece y los comentarios

Hoy en día, ir a una sesión de Boiler Room, sobre todo de un artista más reconocido o en un lugar especial, es equivalente a que te toque el ticket dorado de Willy Wonka. El problema en estos casos es que la mayoría de las personas que aparecen por detrás del DJ en los vídeos son bastante sosas, lo que les vale un aluvión de críticas en los comentarios de YouTube.

Comentarios que, por cierto, no tienen desperdicio. Si ya estás cansado de ver al artista y al público detrás, pero quieres seguir escuchando la música de estos shows, te recomendamos que pases de las imágenes y vayas directo a este apartado, donde, además de enterarte de todo el tracklist, puedes echarte unas risas leyendo todo lo que se escribe. Además conviene mirarlo si no vas a ver la sesión, porque ahí te indicarán los mejores momentos: cuando a la chica de la esquina se le cae el vaso en el minuto 30, o cuando ese tío de la gorra empieza a volverse loco en el 58:34.

II Edición Twitch Rivals: qué es y quién participa
Todo lo que necesitas saber sobre Twitch Rivals, que celebra su segunda edición con 125.000 euros en premios. ¿Quién ganará?
Porque la otra gran virtud de Boiler Room, incluso para los que no les guste la música que suena, es precisamente los personajes (porque no tienen otra denominación) que de vez en cuando sobrevuelan por Boiler Room, como el Pokémon legendario que te encuentras sin querer en una ruta random. Es igual de difícil encontrarlos, porque muchos Boiler Room, sobre todo los más top, tienen invitados que dan poco juego, por eso cuando te topas con uno lo disfrutas más. Afortunadamente, en YouTube ya hay recopilatorios de los mejores casos.

Si después de ver esto no caes rendido ante el fenómeno de Boiler Room es que no eres humano.

Artículos recomendados