Bad Bunny: análisis de un concierto histórico en Nueva York

Bad Bunny

Más de 1,5 millones de personas viendo a un tío cantar sobre un camión: Bad Bunny es el dueño y señor de 2020

Bad Bunny nos arregló el final del verano y nos animó el domingo con un concierto en directo por las calles de Nueva York mientras iba subido a un camión. Suena inverosímil, pero recordad que estamos en 2020.

Por Guillermo Galindo  |  21 Septiembre 2020

Yo estuve aquel domingo 20 de septiembre (madrugada del lunes 21 en España) viendo en directo a Bad Bunny. Al que haga merchandising con esta frase, solo le podemos decir "shut up and take our money". Pero la frase todavía podría ser más épica y enrevesada si le añadimos un contexto cuyo guion solo podía estar escrito en 2020: "yo estuve aquel aquel domingo 20 de septiembre (madrugada del lunes 21 en España) viendo en directo a Bad Bunny cantar durante hora y media subido a un camión que paseaba por las calles de Nueva York". Como veis, todo se puede mejorar. Y desde luego, Benito Antonio Martínez Ocasio mejoró el final de la semana y nos animó para lo que viene.

Este grado de exclusividad, de camaradería con aquellos que han presenciado lo mismo que tú, te llena todavía más que el concierto. Tú preferiste dormir y tener un lunes de mierda, yo me acosté feliz. El lunes de mierda sigue ahí, obvio, pero al menos lo paso cantando 'Si Estuviésemos Juntos'.

Ver esta publicación en Instagram

Si Estuviésemos Juntos ????????

Una publicación compartida de BAD BUNNY | FANS (@badbunnyofficiials) el

Para más inri, al margen de pequeños clips como este, o resúmenes que te dejan con la miel en los labios, el concierto completo no está disponible en plataformas por el momento. Bad Bunny lo ha eliminado de su canal de YouTube. Imaginamos que no tardará en incluirlo de nuevo, pero hasta entonces, los que lo vimos podemos sentirnos tan afortunados como aquellos que pasaban por el número 3 de Savile Row (Londres) aquella mañana del 29 de agosto de 1969 en la que The Beatles se subieron a la azotea.

Aquella herencia de The Beatles de convertir cualquier escenario en un escenario la han recogido centenares de artistas a lo largo de estos 50 años, mención especial a los conciertos de Marshmello y Travis Scott en 'Fortnite'. El último, Bad Bunny, aunque un poco más a lo grande: en vez de coger los instrumentos y tocar en la azotea del estudio de grabación, decidió alquilar un camión inmenso y mostrar todo su repertorio mientras recorría las calles de Nueva York.

El conejo malo tenía frío.
El conejo malo tenía frío. Bad Bunny
LeBron James le cede el '23' a Anthony Davis
LeBron James cede su dorsal '23' a Anthony Davis en Los Angeles Lakers, y volverá al 6 que lució en Miami Heat.
Los 'Fab Four' de Liverpool tuvieron que detener el concierto porque a los vecinos les molestaba el ruido y llamaron a la policía. Esta vez, con todos los permisos en regla, media docena de coches con sirenas desfilaban tras el imponente camión. Detrás de ellos, una fila de vehículos a los que seguro no les sentó nada bien tener que aguantar el tapón y el atasco que estaba creando el puertorriqueño. Pero en esta ocasión solo podían mostrar su malestar tocando el claxon, como pudimos escuchar cuando se escapaba el sonido ambiente.

"Por qué no cogí la otra salida", pensarían. Lo cierto es que no tienen culpa de desconocer lo que estaba pasando. Bad Bunny anunció apenas unas horas antes un concierto en directo que se retransmitiría de forma íntegra y gratuita en su canal de YouTube. No sabíamos mucho más. Tampoco que este tuviera lugar a bordo de un camión más propio de 'Mad Max', ni que su intención fuera hacernos un tour por Nueva York, o más bien por las calles en las que tuviera permiso para pasar.

El resultado, Bad Bunny en modo cabalgata de los Reyes Magos, pero lanzando temazos en vez de caramelos, y gente corriendo detrás intentando vivir la experiencia al 100%. Hubo personas que corrieron más persiguiendo la carroza del rey Benito que en el resto de su vida.

Nuestro 2020 resumido en hora y media

Ahora sí, ¿qué pasó en el concierto que lo hizo tan especial? Un evento en directo del que sabes que va a hablar todo el mundo ya es de por sí algo a tener en cuenta, más todavía si le añadimos que fuera gratuito y llevado a cabo con el único propósito de hacernos olvidar durante un buen rato la pandemia global, los rebrotes y los nuevos confinamientos.

Desde 'Bendiciones' a 'Yo Perreo Sola', Bad Bunny repasó lo mejor que ha creado durante 2019 y, sobre todo, 2020, con dos discos que la mayoría solo hemos podido bailar en casa, como pasó con este concierto global. Muchas canciones icónicas se quedaron fuera, pero ya no le quedaban más calles por recorrer o más gasolina al camión. Se lo perdonaremos porque no somos rencorosos... y porque nos sorprendió en su lugar con varios artistas invitados que se subieron virtualmente al camión: Mora, Sech, y sobre todo J Balvin fueron la guinda al pastel, un pastel que se repartió entre un millón de personas.

Un millón y medio de 'bendiciones'

El truco final de Wizards: Fargan copropietario y rediseño del logo
Fargan (xFaRgAnx) se convierte en copropietario y embajador de Wizards Esports Club, con nuevo logo incluido.

El show del conejo más idolatrado desde Bugs Bunny ya contaba con un millón de espectadores solo en su primera canción, superando el millón y medio en el último tercio de concierto. El cantante fue trending topic mundial, generando miles de comentarios, reacciones y memes en todos los rincones del planeta. Números que nos hablan de la magnitud colosal que ha alcanzado el de Puerto Rico, orgulloso (como se hartó de repetir) icono global de la música latina en 2020.

Artículos recomendados