Getafe-Leganés, la historia de un derbi especial

GTRES

Getafe-Leganés, de Preferente a Primera: la historia de un derbi especial

Un derbi único en Europa. Jugado desde regional a Primera División. Getafe y Leganés se enfrentan este sábado con la idea de seguir luchando entre los gigantes del fútbol español.

Por Juan Carlos Gómez  |  19 Octubre 2019

Dos paradas de metro separan Leganés del Coliseum. Del Carrascal a Los Espartales. ¿Qué derbi puede decir eso? Segunda Preferente, Primera Preferente, Tercera División, Segunda B, Segunda División y ahora Primera División son testigos de uno de esos encuentros únicos en la historia del deporte rey. En Europa, no hay ningún otro derbi en el que los dos equipos rivales se hayan enfrentado en tantas categorías diferentes. Y es que todo se remonta muchísimos años atrás. Dos ciudades separadas por escasos kilómetros y que siempre han convivido en la modestia del fútbol de barro, aroma a panceta y gradas de cemento. Cómo ha cambiado todo. Leganés-Getafe, más que un partido de fútbol.

El EuroGeta no pierde su esencia

Hablamos con una de las cabezas visibles de la Federación de Peñas del Getafe CF. Su nombre es Fran Iborra, profesor que tiene el honor de haber escrito el libro "Getafe: sueños de Primera". Él, de 'Primera' mano, explica para Menzig lo que supone el derbi, ya no solo para ambas aficiones, sino para las dos ciudades del sur de la Comunidad de Madrid: "Para la ciudad de Getafe encarar una semana de derbi significa, fundamentalmente, recuerdo. En los más veteranos, orgullo por pertenecer a un encuentro que se ha disputado a lo largo de seis categorías, de Segunda regional a Primera división, más que ningún otro derbi en el fútbol europeo. Del barro y el bocata de panceta al césped medido al milímetro y la cobertura internacional. Para los más jóvenes, el testigo y la obligación de continuar, como hicieron nuestros mayores, de la leyenda de esta rivalidad tan marcada entre vecinos", explica Fran con una sonrisa de oreja a oreja recordando un pasado que, ni mucho menos, fue peor.

Los derbis del sur de Madrid son especiales.
Los derbis del sur de Madrid son especiales. GTRES

"Asimismo, continúa Fran, este derbi es diferente a muchos otros por la cercanía y, digámoslo entrecomillado, 'convivencia' de los participantes. Con estadios separados por cuatro kilómetros, vivir en Getafe y trabajar en Leganés es la rutina de decenas de miles de personas, como vivir entre los barrios de San Nicasio o Zarzaquemada y cada día pisar San Isidro o Las Margaritas. De entre esas decenas de miles se encuentra la realidad de muchos aficionados que realizarán el mismo camino el sábado, no para hacer horas extra, sino para dejar a un lado el tupper y volver al bocata de panceta, para dejar la camisa y anudarse la bufanda", continúa.

Ni Real Madrid, ni Barcelona, ni Atlético de Madrid. La ciudad se vuelca con camisetas azulones durante la semana del derbi. El Leganés es el que de verdad 'pone': "A buen seguro la semana más especial del año, pues aunque por suerte llevamos viviendo dos temporadas nuestro Derbi del sur en Primera, las visitas de los equipos grandes no alteran el orden vecinal de Getafe y Leganés. Sí lo sigue haciendo, como ocurriría de volver a jugarse en Segunda Regional, cuando el vecino toca a tu puerta", concluye el azulón.

En Leganés los sueños se cumplen

Y es que las dos ciudades se paralizan. Y en este encuentro, con más razón. La balanza en Primera está más que igualada. Una victoria para cada escuadra y dos empates. Y ambos, por supuesto, desean que el 'gordo' caiga en su localidad. Es el caso de Javier Herrera, presidente de la Federación de Peñas del Leganés, que también nos atendió y analizó como se siente la ciudad de cara a este especial partido.

No hay derbi sin tensión.
No hay derbi sin tensión. GTRES

Keisuke Honda, Vitesse y Camboya, una unión bastante especial
Keisuke Honda compagina sus labores como jugador del Vitesse con ser seleccionador de Camboya. Un tipo especial, sin duda.
"El derbi entre Leganés y Getafe para la ciudad de Leganés en Primera División es algo que hace 30 años. cuando ambos clubes estábamos en Segunda B. jamás nos hubiéramos imaginado. Es una semana de piques en los trabajos, con amigos. Los que llevamos muchos años de abonados y vivimos derbis en Las Margaritas o el Luis Rodríguez de Miguel, es un auténtico sueño poder vivirlo a tan alto nivel. Aún recuerdo esos derbis con nuestro gran Luis Ángel Duque de míster, los Peces, Dorado, Mesas, Aguilera... y en el otro bando los Vellisca, Díaz y el tan nombrado Caballero por parte de nuestra afición. Eran partidos muy diferentes a los de ahora, el juego iba al límite y era raro el derbi que no había algún expulsado. Hasta un tal Fernando Sánchez Cipitria (luego jugó en la selección) le tocó enfundarse los guantes al quedarnos sin portero por una expulsión en Las Margaritas", decía Javier.

"Hoy podemos disfrutarlo con un fútbol mucho más profesional, pero la pasión, los nervios, el contar las horas para llegar la hora del partido sigue siendo parecido, prosigue. Toda la ciudad de Leganés estará pendiente y volcada con su equipo en este gran partido, un partido que esperamos ganar nuevamente y seguir siendo el ganador general de los derbis Leganés-Getafe. Pero lo más importante es que este partido se repita durante muchos años en esta categoría. No obstante, sea en la categoría que sea, siempre lo viviremos con idéntica pasión", sentencia el presidente de la Federación de Peñas pepinera.

Todo queda en casa

Si por algo además se caracterizan estos derbis es por la sana rivalidad de ambos. Por esos piques, a veces, tan necesarios en el fútbol para dar vida. Lo decía Raúl Carnero, jugador del Getafe y exjugador del Leganés en el programa de radio 'Hora Azulona', donde explicaba esta esencia tan necesaria: "Los piques en estos partidos son necesarios, siempre con respeto. Después, todos a tomarse unas cañas o unas cervezas juntos". Eso es lo primordial, y lo que siempre se ha cumplido. Todo queda en el sur. Todo queda en casa. Y ambos quieren repetir en Primera muchos años más.

Artículos recomendados